SETAS




La Vall Ferrera es un valle de setas. Siempre hay gente que va y viene al bosque a buscar setas, y tanto algunos a comerlas. Las montañas de la Vall Ferrera, y sus bosques producen unas buenas setas.

Los primeros que cosechamos son las senderuelas y la seta de primavera. En verano el Boletus o hongo de calabaza y los rebozuelos. El níscalo de sangre vinosa dependiente de las lluvias de verano sale más temprano o más tarde. En otoño la palomita, la negrilla o ratón, el gomfidio, el pie de rata o ramaria elegante.

Puesto que tenemos buenas setas podemos también ir a comerlas a los excelentes restaurantes de la Vall Ferrera donde encontraréis cocinados, diversidad de platos de setas: el hongo calabaza o boletus, el níscalo de sangre vinosa, el ratón o negrilla, las senderuelas acompañados de llonganissa, costillas de cerdo adobada, la ternera, guisado de caza,..

Podemos ir a buscar setas al bosque de Virós, al Pla de Boet, Font-Tallada, varios lugares donde también podemos disfrutar, también del entorno natural.